BookTips #1 – El Método Infalible para llevar adelante un proyecto [Videolog]

Primero les dejo el video para ponerlos en sintonía con el tema del día:

Arrancamos con el primer Videolog del sitio. Lo primero que quiero contarles antes de saltar a la acción es que siempre quise hacer esto… Book Tips es una serie de videos que empecé hace años, cuando mi canal de Youtube recién comenzaba. 

¡Y está conducido por uno de mis principales alter egos, Don Duilius o Mr D!

Si se fijan en la fecha, ¡este video es del 2017! Ya más de tres años, contando el momento en que escribo este artículo.

Sin embargo, el contenido es vigente. Hasta el día de hoy, todavía sigo trabajando de esta forma.

Es que, déjenme decirles, como puse en este título tan clickbait (perdón por eso), este método es infalible. En serio, no falla nunca. Y les voy a explicar por qué.

Primera parte – Pasos 1 al 3

Todo nace con una idea, ¿verdad? Bueno, la respuesta es no.

Las ideas son sólo eso: ideas. Vos podés tener la idea de tener un hijo, y eso no lo va a hacer nacer.

Todo nace con acciones; y es por eso que el primer paso de este método es tan poderoso: la acción de anotar la idea. Ya está, es una semilla que ha sido plantada, y existe.

Me ha pasado de encontrar entre mis cuadernos y anotadores ideas que me había olvidado. Pero, como las había escrito, existían. No me necesitaban a mí para subsistir en el tiempo.

Casi que les diría que el Paso 1 es el más importante a la hora de escribir un libro, cuento, guión o cualquier producción escrita.

Pero además, el poder del Paso 1 y de la Primera Parte en general radica en un concepto de Neurociencia que a mí me gusta mucho. El experto en Neuroventas y ventas en general, Jürgen Klaric, a quien admiro profundamente, enseña en sus seminarios y en su libro “Véndele a la Mente, no a la Gente” que el cerebro cree inmediatamente en aquello que es real. Si vos querés convencer a alguien de que algo es verdadero, lo mejor que podés hacer es tener con vos un informe, revista, noticia o algo impreso para demostrar tu punto. Desde el momento en que el otro toque el papel, ya te ha creído. También funciona con hipervínculos de la web, con un efecto un poco menos fuerte.

De hecho, ya haber citado a este autor y su obra ha hecho que me crean un poco acerca de lo que estoy hablando. No se preocupen, no es manipulación; es su cerebro que está programado para ser así.

Si bien es un concepto que viene del mundo de las ventas, es muy sencillo extrapolarlo y traerlo aquí: vos y tu cerebro van a creer en tu proyecto en el momento en que lo bajes al papel.

Y sí, estoy diciendo “al papel”. Yo recomiendo con todo mi ser y mi energía que la primera parte la escriban en las primeras hojas de un cuaderno. 

EJERCICIO: Compren un cuaderno o anotador, escriban el título del libro o el nombre clave del proyecto, y sigan los tres Pasos de la Primera Parte.

¿Por qué? Por dos motivos: uno, como dice el video, la Primera Parte es relativamente sencilla y lleva poco tiempo. Y como lleva poco tiempo, es menos probable que lo abandonen. Pueden aprovechar el impulso de energía que conlleva empezar un proyecto nuevo, y hacer la Primera Parte.

El segundo motivo es que los tres primeros Pasos vuelven real a tu proyecto. ¿Cuántas veces has abandonado una historia porque empezaste a escribirla sin planificación, sin pensar primero qué es lo que vas a hacer? Muchas, ¿no? 

Eso es porque tu cerebro (y vos mismo) no pueden visualizar la existencia del proyecto. Como todavía le falta el 90%, el 75%, la mitad, no existe.

Pero, ah, la satisfacción de ver una lista de capítulos que le den forma a tu idea, no tiene comparación.

Paso 4

Es vital hablar del Paso 4 como si de una Segunda Parte se tratase.

Puede llevarte un día, una semana o un mes, dependiendo del grado de precisión que busques.

En mi opinión, le sigue en nivel de importancia al Paso 1. Si la Primera Parte vuelve real a tu idea, el Paso 4 vuelve real al relato.

Leer y releer una seguidilla de eventos, y luego conectarlos para que tengan sentido, te va a dar un rush de energía increíble. Te lo puedo asegurar.

La mayoría de los proyectos son abandonados porque te quedás sin energía muy rápido. Te gastaste todo en empezar a escribir, y cuando ves que todavía falta mucho por terminar, perdés el interés. Inmediatamente saltás a otro proyecto que te da un impulso de energía… que eventualmente se acaba, perdés el interés, y así sucesivamente

“¡Pero Duilio, qué exagerado que sos!”, estarán pensando. En serio, ustedes se ríen, pero yo conozco a más de uno con varios proyectos sin terminar ahí tirados hace años, que probablemente nunca vean la luz del día.

Y no aplica sólo a libros, ¿eh? En el mundo de los negocios, esto es el equivalente a iniciar un emprendimiento sin un plan de acción, sin un modelo de negocio claro. “Tocar de oído” no suele ser una opción, ¿verdad?

El Paso 4 -que podés hacerlo antes de escribir la obra o bien antes de escribir cada capítulo, episodio, o lo que sea- le va a dar el sentido final a tu proyecto. 

Ya no es una idea o un conjunto de ideas. Es una composición.

Pasos 5 y 6

Si llegaste hasta acá, ya está. El proyecto fluye solo. O bueno, relativamente solo. Todavía necesita que de tu dedicación.

¿Te quedaste sin energía? No importa, consultá tu esqueleto con sus ligamentos y vas a sentir el impulso de seguir adelante.

El Paso 5, realmente, es sólo cuestión de paciencia. Y el Paso 6 lo vas a hacer durante toda la obra. El espíritu de la obra depende vos.

En el Paso 5 es donde entran en juego la disciplina y la constancia. Yo, lo admito, no soy todo lo constante que me gustaría ser. Pero, les cuento un secreto, esa es una de las razones por las que empecé este blog: ayudarme a ser más constante.

Siguiendo este método escribí Crímenes Rojos, Ambassadors, y, sorpresa sorpresa, mi Tesis. Con mi compañero Rodrigo, gracias a varios consejos muy sabios, nos propusimos armar primero el esqueleto del proyecto y luego rellenarlo a medida que íbamos progresando.

Con este método escribí la versión inicial de NeuroBar en 40 días, logrando presentarme a término a un concurso literario. No gané, pero a mis beta readers les gustó mucho el libro, así que ahora la obra está en hold porque me propuse extenderlo y afinar aún más los detalles (y, de nuevo, está en hold por ser inconstante).

Seguramente han oído hablar de la estructura en 3 actos de todo relato: inicio, nudo y desenlace. ¿Saben qué? Con este método es muy fácil idear esos tres momentos sin sacarse las pestañas pensando.

La razón se encuentra en que, como dice el video, nada de lo que hagas en los primeros pasos está escrito en piedra… hasta que termines la obra. Como tenés la libertad de hacer y rehacer, podés empezar a pensar en el nudo antes de definir al 100% el inicio. ¿Quién te dice? A lo mejor trabajar en el nudo y desenlace es lo que te ayude a concretar qué querés relatar en el inicio.

Si todavía no me creen, pónganlo a prueba. Piensen en un relato corto, que abarque alrededor de 3 páginas, y sigan este paso a paso. Yo lo hice con el MVP del viernes pasado, y probablemente lo haga con todos los MVP del sitio.

Los dejo con eso y, si se animan, me lo pasan para leerlo. Si quieren, le hacemos un registro de Creative Commons y, quién sabe, ¡a lo mejor esto les sirve de puntapié inicial para una larga y exitosa carrera creativa! Acuérdense de darle like al video y suscribirse al canal, y por favor, ¡no se olviden de dejarme acá sus comentarios!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *